miércoles, 8 de junio de 2016

Una reflexión sobre los "desencantados" con PODEMOS tras el 20 de Diciembre

Me envían hoy el artículo de un conocido pintor -Alberto Corazón-, desencantado con la negociación llevada a cabo por PODEMOS tras las elecciones del 20 de Diciembre pasado. Se titula " Arrepentidos, ¡a las urnas!" y lleva el siguiente subtítulo "Creí en el mensaje de regeneración de Podemos y les voté. Ahora, aprendida la lección, lo lamento". Revisando el texto quiero comentar algunos errores en su discurso y argumentación:

1) “Pablo Iglesias ha conseguido lo contrario: que se reaviven las tendencias caciquiles de los barones socialistas; su aportación parlamentaria ha sido el postureo, los malos modos en la Cámara y la más banal retórica. Finalmente, lo imperdonable: ha ofrecido un balón de oxígeno a Rajoy y su derecha reaccionaria, que estaba en la UVI.”

Los que han logrado que se aviven las tendencias caciquiles son, en cualquier caso, los propios Caciques o Pedro Sánchez, con un liderazgo mediocre basado más en su estatura que en su talla intelectual (ver aquí una entrada sobre su CV o las noticias sobre su sospechosa tesis doctoral).  Otro gallo le cantaría al PSOE con el Sr. Tapias (candidato a las primarias del PSOE y decano de la Facultad de Filosofía y Letras de la Universidad de Granada, con un CV como Dios manda). Los malos modos, cierto, son mejorables. Pero cuando TODOS te atacan TODO el tiempo, al final te hartas de poner la otra mejilla. Reconozco que eso desgasta mucho. Pero poner esta excusa para dejar PODEMOS es la más infantil de todas, demostrando un gran desconocimiento del trabajo parlamentario y extra-parlamentario. En cuanto a la acusación de “dar un balón de oxígeno”, es cierta pero está mal dirigida: ha sido el propio PSOE -una buena parte de la ejecutiva al menos- el que NUNCA quiso pactar con PODEMOS desde el inicio (ver esta noticia), proporcionando ese "balón" al PP. Se pueden hacer mil maniobras para bloquear un pacto PSOE+PODEMOS. El principal y más efectivo, es desde luego, negociar en paralelo con un partido de izquierda (Podemos) y otro de derechas (C’s), cerrar el pacto con el de derechas y obligar al de izquierdas a que se SUME a ese pacto sin modificar nada de lo que ya han negociado. Además, recordemos que C’s ponía como condición que PODEMOS no entrara en ningún gobierno. Solo pretendían los apoyos parlamentarios para sacar adelante su "gobierno del cambio"…

2) “Seguimos en esta ciénaga del PP de Mariano Rajoy por el apoyo —impensable— de Podemos.”

Estamos todavía con un gobierno del PP gracias al acuerdo de determinadas élites que usando a C’s y a la mitad más “casposa” del PSOE como palanca, han dejado a este país sin gobierno del cambio. La prueba, es que el Sr. Tapias denunciaba el bloqueo a PODEMOS por una parte del PSOE (ver la noticia). Este Sr. líderaba una corriente interna llamada IZQUIERDA SOCIALISTA ¿por qué ese nombre? Quizás el PSOE ya no es lo de izquierdas que se pensaba la gente.

3) “Cuando todas las fuerzas de progreso y reformistas estaban de acuerdo en expulsar a Mariano Rajoy y a la corrupción de la vida pública, Pablo Iglesias votó en contra y salvó al PP de una derrota cantada. La razón era que se le negaba la vicepresidencia y algunos ministerios como botín del acuerdo.”

Nos hemos dado cuenta de una cosa: si no gobiernas cuesta mucho hacer políticas progresistas. Y lo hemos comprobado allí donde PODEMOS da su soporte a ejecutivos del PSOE, como Aragón. En concreto, de las diez medidas propuestas para investir al Sr. Lambán como presidente de Aragón, dos se han cumplido, una se ha incumplido totalmente, dos tienen incumplimiento parcial y cinco acumulan retrasos de entre cuatro y ocho meses. El poder de un EJECUTIVO es enorme comparado con la oposición. Tienen todo el aparato funcionarial a su servicio. Si no estás dentro, tus políticas simplemente, no se llevan a cabo. El retraso es el modo más simple de aparentar cumplir algo y no hacerlo. Simple y llano. Si PODEMOS quiere cambiar las cosas de verdad y a fondo, debe hacerlo participando en un Ejecutivo.

Concluyendo, sospecho que el Sr. Corazón, inicialmente convencido por el cambio que representaba PODEMOS y el 15M, creía que todo sería un camino de rosas, fácil, sencillo, limpio y rápido. Y no es ni lo uno ni lo otro. Nos hemos embarcado en un camino a medio y largo plazo. Es un carro en construcción, del que hay que tirar a veces y empujar otras. Pero poca voluntad de cambio se ve en actitudes como la del Sr. Corazón; a las primeras salpicaduras del barro del camino, se ha bajado del carro y escribe apesadumbrado. Yo, cuando me pasa eso, me las limpio y sigo empujando...

No hay comentarios: